Seguinos

  • Facebook

  • Twitter

  • Google+

Suscribite por E-mail

Ingrese su E-mail:

Blogs que recomiendo

Seguidores

31 de diciembre de 2014

Mi 2014, un año de vorágines

Siento que este año fue simplemente una continuación del anterior (bueno, de hecho lo fue). Un año para finalizar toda esa vorágine de cambios que empezaron en mi. Me permití sentir, nuevamente. Me animé a decir las cosas sin miedo a quedar en ridículo. En pocas palabras, me permití sentirme pelotudo. Porque creo que era la única manera que tenía de aprender: chocarme con los errores, hacer las pendejadas que tenía pendientes, darme las últimas licencias antes de elegir crecer.

Este año aprendí muchísimo a mirar las cosas desde otra perspectiva. Aprendí a ver más allá y más acá también. Fue un año donde mi lucha racional-emocional estuvo presente, como siempre, logrando un caos en mi. Un caos al que cada vez le temí menos. Un caos al que aprendí a querer. En definitiva, una vorágine que me acostumbré a sentir (aunque tal vez un poco tarde). Mis sentimientos afloraron nuevamente y sentí, con intensidad. Sentí y muchísimo, soñé y volé tras los vientos otoñales. Fue un año en el que pensé tantas veces las cosas que simplemente me harté. Quiero explorar nuevas experiencias, quiero darme más libertad, sentir y ser libre, animarme y arriesgarme (por sobre todo). También hubo lugar para la ficción en mi cabeza, desde el punzante recuerdo de un pasado lleno de dolor, pasando por el desencanto de los ideales y la melancolía de la lejanía y las palabras no dichas, hasta las decisiones que tomamos cuando decidimos dejar de sufrir. Pero por sobre todo, este año lo empecé dándome cuenta que a pesar de mi fortaleza, soy frágil.

Pero no tengo miedo. Creo que de a poco logro despegarme de las estructuras, de a poco me estoy dejando ser. Todavía estoy lejos de llegar a la meta pero siento que el cambio ya empezó. Tal vez este 2015 sea la tercera parte de el cambio que empezó hace dos años, y dicen que la tercera es la vencida. 

Quiero agradecerles a todos los que me bancaron este año, a los que leyeron el blog y me aportaron tan lindos comentarios y críticas constructivas. Todo lo que me ayude a crecer será bienvenido :)

¡Les deseo a todos un excelente 2015!

Mati.

No hay comentarios :

Publicar un comentario