Seguinos

  • Facebook

  • Twitter

  • Google+

Suscribite por E-mail

Ingrese su E-mail:

Blogs que recomiendo

Archivo

Seguidores

30 de diciembre de 2011

Un pendejo


Todos necesitamos parar en algún momento, o que alguien nos pare, para replantearse si el camino que estamos tomando es correcto o no. No sé por qué hace tiempo siento las mismas cosas. Palabras que no salen, silencios incómodos y locuras que intentan tapar la realidad.

Soy adolescente. Un adolescente en busca de atención. De contención. De amor. Que a la vez le huye a eso. Voy a sincerarme, basta de metáforas, basta de vueltas. Soy un pendejo queriendo hacer pendejadas. Un pendejo que junta culpa que cada tanto se manifiesta en llanto.

Estoy intentando algo que no puedo ser. Quiero vivir todo lo que voy a vivir en años, ahora. Y no. Mirando el futuro solo estoy descuidando el presente, y olvidando el pasado, lo que me lleva a tropezar de nuevo con las mismas piedras.

Me estoy cayendo de la bici, me falta aprender (y volví a la metáfora). Quiero escapar de quien alguien de quien nunca voy a poder escapar: yo. Ya no hay justificación. Debo enfrentar lo que corresponda, dejar que las cosas simplemente pasen e intentar no creérmela tanto. Me falta mucha cancha por recorrer, después de todo, soy solo un pendejo.

No sé

No sé que decir. No entiendo. ¿Cómo diablos llegué a esto?. No sé por qué me pasan estas cosas, si bien sé que en el fondo tal vez son normales. Tal vez es la edad. Pero no sé. No sé como explicar lo que siento. No sé como hablar cuando me dicen algo. No sé como demostrar que de verdad estoy agradecido. No sé por qué soy tan frío. No sé por qué a veces tardo tanto en demostrar las cosas. No sé cuándo fue que me volví tan desconfiado.

¿Por qué estoy tan lejos de todo?. Me estoy alejando solo de esto. Y las cosas empeoran. Y cada vez es mas tarde. Quisiera saber cuando voy a encontrar la explicación. No puedo decir más que un "gracias", las palabras no fluyen por mi cuerpo. Se acumulan e, intento de alguna manera, demostrar cuan agradecido estoy a veces, de alguna manera. Pero me cuesta.

No sé cuando voy a cambiar, ni cómo. No sé cuando estaré seguro de mis decisiones. No sé cuando pueda darte una respuesta. Sigo buscándole el sentido a esta vida. Me preguntás, y yo solo puedo contestarte: no sé.

26 de diciembre de 2011

Aceptarse

Que difícil es aceptarse en una sociedad llena de estereotipos. Mirarse al espejo y ver que no sos tan perfecto como aparentan serlo en las publicidades. Que difícil es aceptar nuestra personalidad. Que difícil es quedar desnudo ante uno mismo, pues somos nosotros mismos nuestra propia debilidad. Que difícil es quererse a veces, valorarnos por cómo somos, darnos cuenta de todo lo que hacemos por los demás.
Que difícil es transmitir con palabras los sentimientos. Que difícil es ser entendido. Que difícil es ver nuestros defectos, que cuando nos los hacen ver nos desestabilizan. Que difícil es cambiar. Buscar la perfección no es difícil, es imposible. He dicho una y mil veces que la perfección está en la imperfección, en cada detalle que te hace único.

No hace falta ser flaco-alto-lindo para poder ayudar a los demás, ni para ser buena persona. Así que ya sabés, si sos gordo, petisa, rubia, morocho o alto no es excusa para ser feliz. Sos un ser único, hermoso. Aceptate, amate, y amá, que en estos tiempos falta tanto.

17 de diciembre de 2011

Segunda oportunidad

Pensar que me cambiaste la vida, Luciano. Si no fuera por vos no estaría acá, y hoy es por una causa doble. Hace 17 años, cuando te tuve en mis brazos, vi en tus ojos la inocencia de todo bebé y me llenó el alma. Recuerdo que fueron un par de horas que te tuve, pero para mi fueron claves. Cambié. Me hizo darme cuenta muchas cosas. Tal vez será por que nunca había tenido hijos que no lo pude ver. Siempre odié los niños. Fumé durante 23 años. Siempre fui descortés, me creí el dueño de la razón. Era prepotente. Insultaba. Maltraté a mucha gente de mi entorno familiar. Incluso no había podido formar una pareja. Me fui quedando solo. Hasta que apareciste. Una noche te encontré, algún alma desesperada te había abandonado vaya a saber en qué circunstancias. Pedí tu tenencia, hasta que pudieran encontrar una familia para vos. Tal vez me equivoqué en no haber pedido la tenencia total, pero tenía miedo, estaba solo y no quería arrastrarte a mi miserable vida. Al mes una familia quiso adoptarte, yo había aprendido algo de la "paternidad". Cambié. Desde que te tuve en brazos dejé de fumar. Dejé de ser descortés. Dejé de insultar a todos. Empecé a hablar con mis familiares de nuevo, incluso me casé y tuve una hija llamada Ariana, de 14 años. De verdad me entristece por ella y por mi esposa saber que me quedan muy pocas horas de vida. Vaya a saber vos en qué estado estabas cuando pasó lo que pasó. Vaya a saber que circunstancias te llevaron a dispararme para robarme algunos pesos, pero cuando vi tu cara no pude reaccionar. Sos como mi hijo. Y quiero darte las gracias, a vos que con tu magia me diste una segunda oportunidad y me hiciste vivir los mejores 17 años de mi vida, ya que de no haber sido por vos, seguramente habría muerto de alguna enfermedad respiratoria con todo lo que fumaba. Gracias porque, sin saberlo, fuiste el que hizo posible este cambio. Quien sabe por qué la vida nos volvió a cruzar de una manera tan trágica. Me hubiera gustado por lo menos haber podido darte un abrazo. Sé que estás detenido y espero que esta carta te llegue, ya que me quedan muy pocas fuerzas y decidí poder usarlas en esto. Gracias de nuevo. Y tal vez esto te sirva para saber que se puede vivir mejor, se puede elegir una mejor vida, se puede cambiar. Hace 17 años yo dejé una droga por vos, esta vez me toca a mi ayudarte a que la dejes. Te quiero hijo.
Cristian
La carta fue entregada a Luciano. Cristian falleció a las 8 horas de haber dado el testimonio a un periodista, por un paro cardíaco. Luciano fue internado en una clínica de rehabilitación, en la cual se recuperó y pudo unirse a una asociación en contra de las drogas y el tabaquismo para ayudar a otros a dejar esta adicción. Hoy con 42 años se puede decir que aprendió la lección, y que Cristian estaría orgulloso de él, o tal vez lo esté, en algún lugar.

12 de diciembre de 2011

Un verano inconcluso

Hola Caro, no sé si te acordarás de mi o no, tal vez si. Solo te escribo para comentarte que no me olvido lo que vivimos juntas 7 años atrás. En aquel verano, cuando disfrutabamos de nuestras vacaciones con nuevas experiencias. Esa noche que nos besamos y todo comenzó. Esas noches, cada una única, que recuerdo como si las estuviera viviendo ahora mismo. Te escribo para decirte que nunca sentí algo tan fuerte como lo que sentí ese verano. Lo prohibido, inimaginado, se convirtió de a poco en algo cotidiano. Todavía recuerdo tu perfume, impregnado en mi piel, que cada mañana me hacía recordarte cuando no estabas y te ibas a no se donde. Fue tal vez esa mañana que, en un acto de locura, te seguí y te vi. Te vi con un hombre.

Fue esa mañana cuando comprendí que yo solo estaba desviándote de una realidad que no era la tuya, que pensaba egoistamente. Por eso desaparecí. Por eso cuando volviste a casa no había nada de mi. Te cuento que me fui a vivir al interior, hasta que pude mudarme al exterior. Hace 6 años que vivo acá, en España. Me enteré que te casaste, y tuviste familia allá en Buenos Aires, y eso me pone muy contenta porque se que mi decisión fue certera, y que pudiste ser feliz. Me encargué de pedir que esta carta llegue a tus manos y solo a tus manos, porque al igual que vos, no me interesa que nadie más sepa de ese verano tan especial que vivimos, así como tampoco quiero que esto afecte a tu familia que con esfuerzo lograste armar.

Tal vez me odiás, o tal vez ya te olvidaste, pero creo que las respuestas siempre llegan, y acá está la mia. Quiero que sepas que yo nunca me olvidé de vos, y que estaba esperando que llegue el momento para poder darte las explicaciones que merecías. He aquí el eslabón perdido de un verano inconcluso. Espero que algún día puedas comprenderme. Te deseo lo mejor con tu vida, como siempre. Besos.
Lucia

Montaña rusa

Me cuesta entender, me cuesta acostumbrarme a esta adrenalina que siento cuando me subo a la montaña rusa de mis sentimientos. Y de la nada, un momento de euforia se convierte en un nudo en la garganta, en un momento de silencio donde todo se apaga y quedo ciego, sordo, y mudo. En la oscuridad busco un espejo para comprobar que sigo siendo yo, y ahí estoy parado, desnudo ante mi con una tenue luz de no-se-donde. Lejos, siempre lejos.

No sé si alguna vez lo llegaré a comprender, tal vez si, tal vez no. Los sentimientos son eternos incomprendidos. No sé si alguna vez esta montaña rusa se convierta en tan solo una montaña, a la que pueda escalar intentando no caer, ya que la gravedad hizo estragos en mi. En esta nueva etapa, todavía conservo un poco de mi esencia, mejor dicho, toda, porque en el fondo, mientras todos sufren por un amor, yo deseo algún día poder enamorarme.

27 de noviembre de 2011

Etiquetas

Sos feo, sos gorda, sos tonto, sos flaca, sos puta, sos gato, sos gay, sos negro, sos chorro, sos histérica, sos vago, sos cheto, sos villera. Estas son algunas de las "etiquetas" impuestas por la sociedad. Está bien, en un mundo hiperrelacionado como este, es necesario separar en "categorías" a la gente para organizarse. Sin embargo, hay una muy delgada línea entre separar, y marginar. Cuando las etiquetas pasan a ser algo negativo.

El otro día mi psicóloga me dijo algo así como (obvio no me lo acuerdo textual): "a veces hay que ser cursi, 'ser cursi' es una etiqueta impuesta por la sociedad, porque es más difícil manejar a la gente que puede expresar sus sentimientos, y eso atenta a intereses de algunas personas". Entendí a quienes.

Todos somos personas, todos tenemos sentimientos. Todos tenemos un lado profundo, pero pocos lo demuestran. ¿Vas a callarte por una simple etiqueta? No. No te calles. Expresate, decí lo que sientas, no vale la pena quedarse en el molde, siendo alguien que no sos, solo por miedo.

13 de noviembre de 2011

La lección de mi vida

No sabía como titular esto, porque todavía estoy shockeado. Podría titularlo de mil maneras. Podría repetir, incluso, el título "Estamos mal". Estamos mal. Hoy aprendí una lección importantísima. Hoy abrí los ojos aún más. Hoy pude cerrar un capítulo de mi vida que seguía abierto, y las respuestas llegaron como cataratas, y me innundaron de una verdad incómoda, rara.

Hoy aprendí que el dinero desune, y que en la humildad es donde realmente se puede amar. Aprendí que la popularidad es como el oro, un bien deseado por todos, y que todos están dispuestos a pagar cualquier precio por conseguirla. Hoy aprendí que hasta los más unidos pueden ser lo más desunidos. Que no existen los grupos ni las parejas perfectas. Que aunque a veces piense que tenemos problemas, son porque no somos falsos.

Hoy descubrí que tu amigo puede convertirse en tu gran enemigo, y viceversa. Aprendí que hay gente que lleva y trae. Hay gente que miente. Hay gente que usa. Hay gente interesada. Hay gente de mierda. Hoy puse fin a las estúpidas excusas que ponía para no criticar a los demás, pensando que yo era el que estaba mal. Y no.

Hoy creo en mi. Hoy me siento orgulloso de ser quien soy, y de estar donde estoy, siendo como soy realmente, sin falsedad, sin compromiso. Hoy me siento orgulloso de tener dignidad, de reir sin importar lo que puedan opinar, de ocuparme más de mis amigos, que de los "que dirán" de los desconocidos. Hoy aprendí que la realidad puede ser dura. Y que para comprenderla, hay que vivirla en carne propia. No basta con que te lo cuenten.

Hoy reafirmé que el derecho a la duda debe estar vigente siempre, sea quien sea. Descubrí que mi vida, mi personalidad, mis sueños, son mucho mejores de lo que pensé. Que viví desvalorándome, admirando gente que no hace más que ser lo que no es, solo por miedo a enfrentar a todos con su verdadero yo. Y de eso se trata la vida. De aceptarse como uno es, sincerarse consigo mismo y no permitir que ningún personaje te coma.

Descubrí que hay gente que no merece ningún perdón. Reafirmé que los códigos se rompen. Que las amistades también. Que nada es para siempre. Que las apariencias engañan, y mucho. Que los prejuicios separan. Hoy recibí una gran lección de vida, y las palabras siguen impregnadas en mi mente. Desperté de un sueño profundo. Desperté a la vida. Y esto es, un mundo lleno de falsedades tanto como caridades, en el que la gente que no vale la pena simplemente no tapará la que si lo vale, por lo menos para mi. Por eso, mas que nunca, hoy, orgulloso de ser quien soy.

8 de noviembre de 2011

Déjà vu

Las situaciones empiezan a tornarse cíclicas y es ahí cuando tenemos miedo. Miedo a equivocarnos de nuevo, y los errores del pasado vuelven como déjà vu's que nos hacen sentir que ya lo vivimos, que todo se vuelve a repetir. La cuestión es darse cuenta. Y ahí pararse, y pensar qué se está haciendo mal. Qué error se está repitiendo, y cambiarlo.

Porque como un déjà vu, darse cuenta de la realidad perturba. Pero es la forma más sana de vivir. Siempre hay un lugar, un tiempo para imaginar, y soñar, pero no hay que dejar de ser realistas. Y así, recordar lo que se vivió, que no importa si fue malo o fue bueno, fue aprendizaje. Porque todos los días aprendemos algo nuevo.

Entonces pensá, tal vez es hora de cambiar de camino. Tal vez es hora de intentar algo diferente. Tal vez es hora de no tropezar con la misma piedra. Tal vez es hora de aprender que para ser feliz, hay que sufrir, y para sufrir, hay que equivocarse.

7 de noviembre de 2011

Mudo


Las palabras me sofocan. Siento que no puedo respirar. Quiero salir a la superficie, escupir toda esta realidad que quiere salir. Estoy mudo, mirando al mundo pasar. Viendo a la gente hablar. Mientras todos ríen, yo me desespero. ¿Nadie ve que estoy mudo?, más bien me hablan como esperando una respuesta. Y yo ya no sé que más hacer para que me entiendan.

Al final siento solo frustración. Camino con bronca, miedo y dolor. No quiero estar mudo, pero tampoco quiero hablar. Sé que es dificil de comprender esta locura. Solo sé que no me hace bien esta pelea interna, que parece no cesar. Y peor aún los momentos de angustia parecen eternos.

Abro la boca y, con mucho esfuerzo, intento decír lo que me pasa. Pero no puedo. Y solo miro la gente pasar, que me ignora. Con los ojos llenos de lágrimas miro e intento decir, una vez más, y sólo se escuchan unas palabras muy débiles: "quiero ser feliz".

28 de octubre de 2011

Causalidades

Dicen que todo está escrito. Que el destino es inalterable. Ahora, ¿cómo podemos suponer que algo está "escrito" si no lo podemos comprobar?. Esa podría ser una contradicción, y también una justificación. El destino es una cosa ambigua. No se si creer, pero a veces pasan cosas. Cosas sorprendentes. Y a veces parece que la vida se empeñara en que pasara y, aunque parezca una casualidad, ¿será una causalidad?.

Te evito, te evito, te evito. Venís sonreís y te saludo. Lo intenté. ¿Por qué te evito? Qué buena pregunta. A veces hay preguntas que ni yo sé contestar. ¿O acaso alguien entiende los sentimientos al 100%?. Los sentimientos no están para entenderlos, están para sentirlos. Las causalidades no están para entenderlas, están para ser vividas.

24 de octubre de 2011

Estamos mal

Es hora de ver la realidad. Abrir los ojos. No todo es color de rosas. Por duro que suene esto, leelo, es la realidad. Muchas veces pienso, ilusamente, que todo puede estar mejor. La esperanza es lo último que se pierde ¿no?. Pero bueno, la realidad es que no, todo indica que estamos peor, y peor, y peor. La contaminación está matando animales en todo el mundo. El hambre mata miles de niños. Las guerras por intereses económicos mata a muchos inocentes más. Muerte por todas partes.

Odio, dolor, intolerancia. Los buenos momentos se ven opacados por los malos, que abundan y cada vez más. La crueldad humana hace estragos, y lo ha hecho desde siempre. A veces me pregunto, ¿por qué nacimos?. Somos una raza que se auto destruye. Y me incluyo, yo no tengo derecho a excluirme de esta crítica tan dura y real. Cada minuto de nuestra vida es un dolor para la tierra. Pero los que más daño le hacen no somos nosotros, los ciudadanos, son ellos, los que verdaderamente mueven los hilos.

El poder en manos de pocos. El dinero hace que la gente haga cualquier cosa por él. Por él, existe la corrupción. Por él, existen las guerras. Por él, todo está como está. Y esas pocas personas con poder, que nos manejan a todos como robots, son las culpables. Ellas son las que no se van a poder acostar con la conciencia limpia. Y, ¿saben qué? no les tenemos que tener miedo. Y tampoco tenemos que dejar llenar la cabeza.

El mundo va para atrás. Es cuestión de tiempo para que acabemos con todos los recursos de la tierra y las guerras por el agua empiezen. Pero no, nosotros seguimos maravillados con otras cosas, esperando que salga el último gadget tecnológico, esperando el próximo mundial, o esperando el próximo CD de una banda musical. Y lo digo porque tambien lo hago. Miles de espectáculos para mantenernos distraídos de la realidad.

Siempre me preocupó la sociedad, de hecho, me preocupa. Veo cosas que me preocupan pero, ¿saben qué? creo en la gente honesta. Creo que todavía existe. Creo que el mundo está mal pero puede estar mejor. Si, soy un iluso más que cree. Pero bueno, es lo único que me mantiene en pie en este camino hacia no-se-donde. Quiero una sociedad mejor. Quiero un mundo mejor para todos. Quiero.

22 de octubre de 2011

Perder el control

Me paro derecho. Cambio la postura. Controlo cada uno de mis movimientos. Sonrío y en seguida estoy serio. Todo tiene que ser en equilibrio. Nada se me tiene que salir de control. Cada minuto, cada segundo, intento mantener todo bajo control. Eso me costó casi un año de terapia. ¿Ahora estoy cometiendo el mismo error?. No me dejo ser.

No. Yo no puedo hacer esto. Yo no puedo hacer aquello. Yo soy así, así, y así. Mejor dicho, yo debo. Miro mal a los que no se controlan. ¿Por qué? ¿está mal dejarse ser?. No, al contrario. Entonces, el equivocado soy yo. Empiezo a soltar cuerdas, empiezo a perder el control y ya no me interesa. Solo me quedo con lo necesario.

Ahora si, me dejo ser. Ahora si, dejo de criticar a otros por dejarse ser, sólo porque no soy lo suficientemente valiente para hacer lo mismo. Al menos ahora intentaré cambiar. Al menos ahora intentaré.

19 de octubre de 2011

Desinspiradora frustración

Grito en silencio harto de todos, harto de mi. Frustrado. Le doy vuetas al asunto pero no, no entiendo. No puedo entenderme. ¿Quién iba a decir que entenderse a sí mismo era tan difícil?.  Pero es imposible no expresarme, no dejar salir lo que siento aunque sea por otros medios. Yo ya soy así.

Cansado, cansado de caminar y repetir siempre lo mismo. Cansado de escucharme. Cansado de encontrar siempre las mismas preguntas sin respuesta. Harto de frustrarme. Frustrado de tanto frustrarme. Parece un juego de palabras, pero quiero, necesito, descargarme.

La tele me molesta. La apago. No quiero verme. Saquen todos los espejos. Necesito orden, paz. Necesito sincerarme conmigo mismo. Quiero entender y no puedo, quiero llorar y no puedo, quiero gritar y no puedo. Quiero terminar con esto, y no puedo.

16 de octubre de 2011

Ciclos

Ciclos. La vida se basa en ellos. Invierno, Primavera, Verano y Otoño. Enero, Febrero, Marzo, Abril, Mayo, Junio, Julio, Agosto, Septiembre, Octubre, Noviembre y Diciembre. Nacemos, crecemos, nos reproducimos y morimos. Todo se produce en un equilibrio. Y yo no se si quiero uno, no como los que tuve hasta el momento.

Te veo, te observo, me sorprendo y te sigo observando. Te busco. Y en mi cabeza empiezan los enojos con vos, la sonrisa al encontrarte y la frustración al perderte. Y al revés. Me enojo conmigo, me frustro cuando te veo y me alegro cuando te pierdo. Dejo de buscarte, dejo de interesarme. Me desprendo. Te olvidé. El ciclo se repite y vos ni te enteraste de mi existencia. No quiero un ciclo así.

No quiero. Quiero algo diferente. Un ciclo con principio y fin. Quiero cerrar bien las cosas que se abrieron. Quiero disfrutar el 90%, y sufrir el 10%, y no al revés. Quiero terminar este ciclo, que se vuelve interminable, y bastante doloroso por cierto. Pero ya llegará el día. Mientras tanto espero, al terminar este, poder empezar otro, que tenga un buen principio, y un buen final.

15 de octubre de 2011

Melancolía estacionaria

Atrás quedan los días fríos de un invierno inolvidable. Y llegan los días de calor. No se si seré el único pero los cambios de estación me dan melancolía. Me traen recuerdos de otras épocas. El calor, y con él recuerdo este verano, y el anterior, y el otro. Noches cálidas, amaneceres tempranos y atardeceres cada vez más tardes. La noche es mas corta pero mas linda. Y yo acá recuerdo momentos. El ciclo se repite.

Momentos que se van, momentos que se vienen. Será cuestión de tiempo hasta que me acostumbre de nuevo al calor y sea una estación más. ¿Será una estación más? Lo dudo, ninguna estación de este año fue "uno más". Este año no fue uno más. Quiero dormir con frío, despertar con calor. Quiero salir de noche a caminar. Quiero disfrutar el verano. Quiero disfrutar. Quiero sonreír. Quiero.

Y acá sigo, disfrutando esta noche que espero, tampoco sea "una más". Pero todavía falta para que mis noches cambien, y eso no depende del clima, depende de mí. Después de todo, esto es una simple melancolía estacionaria.

11 de octubre de 2011

Culpa

Sentado mirando por la ventana, respiro un aire que me confunde, y no me hace bien. Me perturba, me angustia. Y es la combinación de sentimientos, pensamientos y miradas que se pierden. Veo el brillo en tus ojos cuando hablamos de algo totalmente distinto a lo que pienso, mientras a mi se me quiebra la voz al nombrarte.

Y saco fuerzas de donde no tengo, pienso lo que no debo, me echo la culpa de algo de lo que no soy culpable, pero es inevitable. Mi aliento se acaba de tanto putearte, y quererte. ¿Por qué vos? si se supone que debería no ser así. Si debería ser todo normal. Unas lágrimas se me escapan y mi voluntad se ve vencida, después de mucho tiempo.

Me saco la bufanda impregnada con un olor particular, que me hace recordar una vívida escena. Irónicamente esa bufanda es tuya, o era, porque me la diste. Se me cayeron los libros que venía acomodando y otra vez veo la inmensidad, siento vértigo, pero ahora mi voz no se quiebra al nombrarte, ni mis manos tiemblan al escribirte, papá.

25 de septiembre de 2011

Punto límite

Llegó el día. Y prepararme antes mentalmente creo que sirvió. Te vi, con otra persona. Y bueno, cosas que pasan. Y sin embargo la noche fue genial, terminé volviendo con 3 locas compartiendo un remis que me dieron consejos y me hicieron reir mucho, no supe quienes eran y seguramente nunca lo sepa pero por algo pasó. Y ya está, abrí los ojos, pasó lo que tanto pedí, tanto deseé, por masoquista que suene. Necesitaba "chocarme contra la pared" diría mi amiga. Y me choqué.

Mientras me descargo bailando, veo la última imagen que me dice, hasta acá llegué. Y en una noche donde el nombre del boliche titula esta nota, bailé para descargar, reí y sonreí con ironías y un poco de alcohol. Cuando pensé que iba a doler más, y no. No dolió tanto. Esperaba que pase. Y como a veces el dicho es cierto, uno nunca está listo para las cosas hasta que pasan, esta por suerte no me pasó por arriba.

Mientras pienso, ¿llorar? no se. Tal vez, después, si lo necesito. Pero acá sigo yo, derecho y de pié, dispuesto a dar el paso, a dar vuelta la página, a dejar de lado mi capricho, a madurar, a sonreir pese a todo. Porque de eso se trata la vida, y yo creo que lo mejor es superar esto cuanto antes, que esta trompada me haya pegado bien fuerte para abrir los ojos y caer en la realidad, porque llegué a mi punto límite.

20 de septiembre de 2011

Caprichos

Te miro, te quiero, te niego, te odio, te ignoro, me enojo, me voy, vuelvo. Sos mi capricho. Un término que describe excelentemente a esos "amores pasajeros". Estás encaprichado por coseguirlo pero no te das cuenta que es solo eso un capricho. Te miro, me enloquezco, me tranquilizo y te paso por al lado como si te ignorara. No conozco tu nombre (mentira), no sé lo que hacés (mentira), no sé con quien te juntás ni me interesa (mentira), ¿quién sos? (lo sé, y muy bien). ¿Quien soy yo?.

Te quiero y no te tengo, te tengo y no te quiero. Un simple capricho. Hoy me importas, mañana no (o eso digo). Te quiero ver, te quiero perder (o eso intento). Y soy como una especie de caja blindada, que por fuera no le pasa nada, y por dentro le pasa todo. Pero no se nota, porque la superficie es fuerte: está blindada. Intento ser frío para poder apagar ese fuego interno que me quema, y me asusta. Mientras mi cara se torna inmutable, mis manos sudan, mis piernas tiemblan, con solo una mirada. Es que la cara no es todo, y no puedo controlar todo mi cuerpo.

Pero, un día me levanto y, tal vez, me aburrí. Ya no me tiemblan tanto las piernas, ya dejo de buscarte. Ya empiezo a alejarme, ya empiezo a olvidarte (entre comillas). Miro el piso caminando mientras sonrío y pienso, ¿cuál será mi próximo capricho?.

19 de septiembre de 2011

Hay motivos para festejar

Un día como hoy, en 1994, nacía un bebé (¿por qué siempre empiezo este tipo de publicaciones así?), bueno, nacía yo. Hay motivos para festejar. En el año más difícil de mi vida tal vez (y hasta ahora), y no porque me hayan pasado solo cosas malas, no todo lo difícil tiene por qué ser malo, ¿no?. Fue mas bien relacionado con mi personalidad, es un año de muchas cosas nuevas para mi. Empezé a salir a bailar, por poner un ejemplo.

Es un año de cambios, alegrías, tristezas, misterios, preguntas y respuestas. Hay motivos. Motivos para sonreir, motivos para tener esperanza. Las tormentas pasan, y el sol siempre vuelve a salir. Y así es la vida, una constante lucha contra el paso de las tormentas. Sólo hay que aprender a convivir con ellas. Porque los amigos siguen estando, porque hay nuevos amigos.

Esperaba esta fecha con muchas ansias, y en estos últimos días "me olvidé", no quería que llegue porque el día pasa muy rápido. Pero bueno, es solo un año más. Estoy a solo un año de mi mayoría de edad. Y por qué seguir extendiendome en esta publicacion, si motivos sobran, ¡solo hay que festejar!.

18 de septiembre de 2011

Te busco, te veo, no te encuentro

Vuelta de una noche de sábado con todo. Con un poco de alcohol en sangre escribo estas líneas para confesar, mientras bailaba, te busqué. Te vi, vi tu sonrisa, reflejada en otros rostros, vi tus facciones, reflejadas en otras personas, creí verte mil veces, pero no. No creo ser el único de los que bailaban allí que sufría por amor, "sufría".

Intenté pensar en otra cosa, intenté tomando, pero no pude, el alcohol no borraba tu imagen y la idea seguía fija. Lo digo estando en un estado medio... en pedo. No me pidan demasiada profundidad en mis palabras, los razonamientos los voy a hacer mañana cuando esté más "fresco". Mientras me río por un tropiezo, caigo en la realidad de mi estado.

Tropiezo, como vengo tropezando hace tiempo, sin entender muy bien lo que me pasa, río de vergüenza y pienso, que patético suena escribir estas cosas, pero en fin, es mi blog y dije "voy a escribir lo que sienta". Solo recuerdo que pensaba verte, y verte con otra persona, así de masoquista, para caer en la realidad de que te tengo que olvidar. Te tengo que olvidar. Pero te busco, (pienso) te veo y, finalmente, no te encuentro.

14 de septiembre de 2011

Camino por el camino del silencio

Hola, ¿alguien me escucha?... ¿HOLA?... así me siento a veces. Y peor si a eso le sumamos intentar escribir y que no te salga nada, aunque ahora esté escribiendo. Es que estoy hablando a paredes, o por ahí lo siento así. Me siento tan alejado de todo a veces. En el medio de la nada miro hacia alrededor. Veo mucho y no veo nada. Nada de lo que me interesa. Mientras acaricio la cabeza de un perro callejero que por ahí pasaba. Bueno, por lo menos me hace compañía.

Camino y pienso, ¿es una joda?. No. Callo en algunos momentos, porque siento que mis palabras se las lleva el viento. Y ahí van. Quisiera que me lleve también. Por eso me voy, mientras mis ahogados gritos se convierten en estigmas de palabras no dichas, de sentimientos no compartidos, de frustraciones vividas. Entonces miro para adelante, camino y pienso. Y pienso, demasiado a veces. Y como última opción, me acuesto en silencio, pues ya no tengo nada que hacer aquí. Cierro los ojos. Hasta mañana.

4 de septiembre de 2011

Nueve meses

Nueve meses pasaron ya desde que empezó este año, tan raro, tan diferente. Un año lleno de cosas, buenas y malas. Y el actual presente, a mitad de camino. ¿A mitad? O al principio, o al final, uno nunca sabe. ¿Quién sabe cuánto falta por recorrer para llegar a destino? No sé cuánto falta. Y nuestros caminos no se cruzan, son paralelos, o eran, porque ahora se alejan.

Locuras que escribo y describo mientras juego con las palabras solo por diversión, mas bien por expresión. En este embrollo de palabras muestro lo que soy, como soy, sin saber quien soy. Así me descubro. Pero vamos, no tomemos todo tan literal. Escribo mientras pienso, pienso y confundo, confundo y escribo, escribo confundido.

Entiendo y no entiendo, río y desespero. Grito y callo. Salto y me desplomo. Abrazo y me alejo. Digo hola, y me voy. Miro y no te encuentro. Resignación. Acostumbrado ya estoy, a resignarme, a frustrarme. ¿Y es que ya la frustración se ha hecho costumbre? Porque ya no duele tanto.

No es fácil explicarme. Por eso escribo, en búsqueda de poder hacerlo. Mezclo temas, problemas. Hablo mucho y no digo nada. Callo y digo todo. Las heridas están sanando. Estoy creciendo, estoy aprendiendo. Estoy encontrando cierto equilibrio. El equilibrio que necesito. La tormenta más larga de mi vida parece estar pasando. Parece.

Allá a lo lejos veo un rayo de sol que atraviesa las nubes. Pero no te veo. La tormenta pasa, pero sin vos. Te vas con la tormenta. Y es que debe ser así. Como dice el dicho, “lo que deba ser será”. Y es que soy así, no es que no pelee por lo que quiero, sinó que sé cuando hay posibilidades, y cuando no. Si hay algo que aprendí es a perder. Porque perder es parte de la vida, al igual que equivocarse. ¡Y cómo me equivoqué este año!.

Si, cometí muchos errores. Y los sigo cometiendo. Pensamientos que quedaron obsoletos. Gente que me ayudó a cambiarlos. Nueve meses. Y se acerca mi cumpleaños. El primer cumpleaños con lluvia, y no me refiero al clima. 17 años ya, creciendo, aprendiendo. Y es que en un flash puedo ver pasar toda mi vida, los momentos, como una película. Estoy aprendiendo a escalar sobre esos recuerdos, para que no me afecten y sean lo que son, recuerdos. Buenos o malos, son experiencia en fin.

Pero tú camino y el mío no se van a cruzar. Tampoco es tan grave, porque ya lo sé desde un principio. Solo quiero estar atento, para los próximos caminos que si se crucen con el mío. Quiero estar preparado. ¿Podré? No sé. Solo pasaron nueve meses.

Recuerdos de barrio


(3 años atrás) Tengo 13 años, cercano a cumplir los 14, estoy viviendo uno de mis meses más importantes de mi vida. El adiós a una etapa. La etapa del “barrio”. Me mudo, y este es mi último mes acá. Negación, algo mágico va a pasar y no me voy a mudar. Consuelo de tontos. Hago promesas incumplibles mientras juego el último partido de fútbol. Pienso al lado del arroyo donde pasaron tantas cosas. Recorro un barrio lleno de historias, de momentos.

Ahí es donde me apreté el pié con la tapa de cemento, así empezó mi vida social acá. Qué situación vergonzosa. Camino y subo al árbol en el que tanto tiempo estuve. Se me vienen mil recuerdos. Las carreras de bicicletas. Casi 10 (a veces más) bicicletas corriendo una carrera en una calle muy angosta. Caídas, raspones. No dolían tanto como el recuerdo años después.

Correr, gritar, reír, putear, enojarse, pelear, y volver a reír. Las escondidas eran un clásico de todas las noches. Claro que eso se fue perdiendo con el tiempo. Este barrio no es el que yo conocí cuando llegué, había perdido la magia. ¿Será que crecimos? Si, y varios se fueron.

En verano, las guerras de agua. Uno de los mejores recuerdos. Sigo caminando. Veo momentos que me marcaron. Veo amor. Amores, imaginen en un barrio así, ¿cómo no iba a haber lugar para el amor? Pero ahora todo es tan diferente. Y quisiera volver a esa época.

Veo noches, noches de charlas, noches de “terror”. Veo travesuras. Veo “ring-rajes”. Siento la adrenalina de ese entonces. Todo cambia. Y el constante ciclo termina a veces. Y es que siempre nos damos cuenta de lo buenas que eran las cosas, cuando cambian, o cuando ya no las podemos volver a vivir. ¿Por qué? ¿Por qué siempre pasa eso? ¿Por qué no podemos aprender a disfrutar al máximo esos momentos?. No sé. Yo ya me estoy despidiendo.

Un triste adiós, sentado al costado del edificio. Caminando por los rincones donde tanto lloré por amor, al pedo. Pero es lindo igual, recordar esos momentos. Me despido con una promesa de “vendré todos los días que pueda”. Cinco meses tardé en volver. Ahora, tres años después, ya no veo esas travesuras, no veo esos llantos, no siento esa adrenalina. Veo una nueva vida, veo una nueva etapa, e intento despegarme del pasado. No es fácil, habiendo sido este tan bueno, lindo, tan mágico. Si bien los últimos tiempos no fueron tan lindos.

Miro el cielo, no veo muchas estrellas. Pero recuerdo todas las que veía cuando se cortaba la luz en todo el barrio, y quedaba el cielo increíblemente estrellado. Me despido, en un accidentado adiós y ahora, tres años después, miro por la ventana, veo pasar autos. Quisiera volver a ver las estrellas. Quisiera ser lo que no soy. ¿Por qué Matías? -me digo a mi mismo- Perdón.

29 de agosto de 2011

Carta a un "amor imposible"

Imposible. Que fea suena esa palabra a veces. Pero así es, como te escribo hoy. ¿A quien le escribo? No se. A vos, a vos, o a vos. Bueno si se, ¿y? es una estupidez. Estoy... ¿estoy qué? ¿enamorado? Mmm, no. Ese no es el sentimiento, para enamorarse tienen que pasar muchas cosas y yo creo que con suerte me enamoré solo una vez en mi vida, hasta ahora. Pero, ¿qué siento por vos?. Son como etapas que se repiten desde... 1er grado de secundaria. Me gustaba una persona y todo empezó con un... "mmm que linda", y después sigue con un "te empiezo a mirar con otros ojos" para terminar con "cada vez que te veo me agarra taquicardia", bueno, algo así.

"Amor" por usar una palabra. "Amor imposible", por ponerle una definición. Sos, mas bien, una meta inalcanzable. ¿Por qué te escribo esto? qué se yo. Para explicarte. Para descargarme. Para escribir, porque me gusta escribir. Y, fuera de las ironías, los juegos de palabras, etcétera, la realidad es que hago cualquier cosa por verte todos los días por lo menos 1 minuto. Sí, solo 1 que es mas o menos el 0,07% del día. Y lo peor es que... ¡sos un amor imposible!. ¿Qué importa el por qué? Es así, es la verdad y hay que aceptarla. Pero lo sigo haciendo, como puedo, con todas las maniobras y peleando conmigo mismo y con mi "yo" que dice que te busque y mi "yo" que dice que me deje de romper las pelotas con vos.

Tarde. Fue tarde cuando me di cuenta de algunas cosas, que tal vez ahora no se recuperen. Perdí la oportunidad. Game over. ¿Y por qué escribo esto? Tal vez para alguien que pueda sentirse identificado/a, porque (espero) vos nunca leas esto.

Saludos,
Yo.

14 de agosto de 2011

Consejos de un adolescente III - Ama, por sobre todas las cosas


Sé que a veces cuesta, y más en un mundo tan violento como el que vivimos. Sé que todos tenemos un poco de odio en nuestro interior, y también sé que es bueno descargarlo. Sin embargo sé que el amor mueve mucho más que el odio. A veces cuesta, pero es posible.

Que lindo es cuando el odio se convierte en amor. Sé que no nos podemos llevar bien con todo el mundo pero lo importante es, por lo menos, no llevarse mal con ninguno, o con pocos. Ama. Ama a tus amigos, que siempre están cuando lo necesitás. Olvida el odio. ¿Que sentirías si los perdieras?.

Ama a tu familia, ellos te aman a vos. Creé. Creé en que se puede tener un mundo mejor. Creé en que la gente que se equivoca puede cambiar. Creé en el amor, por más que te haya lastimado mil veces. Terminá una discusión con una sonrisa, y un abrazo de ser posible.

Dijo Facundo Cabral: "Ama hasta convertirte en lo amado, más aún hasta convertirte en el mismísimo amor. Y que no te confundan unos pocos homicidas y suicidas, el bien es mayoría pero no se nota porque es silencioso, una bomba hace más ruido que una caricia, pero por cada bomba que le destruyan hay millones de caricias, que alimentan la vida."

1 de agosto de 2011

Dudar de todo o creerlo todo son dos opciones igualmente cómodas, pues tanto una como otra nos eximen de reflexionar
Jules Henri Poincaré

31 de julio de 2011

Jugando con fuego...


Jugás, reís, incluso compartís momentos con tus amigos. Te pensás que te la sabes todas, que podés mantener las situaciones controladas. De repente, un golpe seco en la cabeza y ves la realidad. Se te fue todo de las manos. Te quemaste.

Lo ves arder, son tus sentimientos. Jugar con los sentimientos, sean tuyos o ajenos, es como jugar con fuego. Podés usarlo para calentarte en una tarde fría, podés usarlo para cocinar, podés usarlo para muchas cosas, moderadamente y siempre y cuando tenga un buen fin. Con el fuego no se jode, con los sentimientos, tampoco.

Cuando jugás por jugar, te quemás. No te das cuenta, tal vez, estás jugando lo más tranquilo (no me voy a enamorar), pero con el tiempo, te das cuenta que no podés dejar de pensar en esa persona: te enamoraste (te quemaste).

Y las ampollas no son mas que cicatrices, que te ayudan a aprender que con ciertas cosas es mejor no jugar, aunque sea divertido, todo tiene sus límites. Tené cuidado, pues muchos incendios empieza con una simple llama...

13 de julio de 2011

¿Que pasaría si...?


La pregunta que nos acompaña siempre, ¿que pasaría si...?. El miedo a avanzar, el miedo a contestar esa pregunta a veces nos deja con la incógnita para siempre...

¿Qué pasaría si nos conocieramos? ¿Pasaría algo? ¿Qué pasaría si habláramos?... sueño despierto... ¿qué pasaría si estamos solos? ¿podríamos mantener una charla sin nervios? ¿o nos temblaría la voz? ¿o me temblarían las manos?...

¿Nervioso yo?, ¿qué pasaría si las miradas se convirtieran en palabras? ¿qué pasaría si los sentimientos se dejaran fluir, y las situaciones se dejaran llevar? ¿qué pasaría si nos tocáramos? ¿cómo reaccionaría nuestra piel ante el estímulo de algo tan simple como el tacto?...

¿Qué pasaría si te dijera lo que pienso? ¿qué pasaría si riéramos juntos? ¿qué pasaría...? ¿te lo preguntaste? seguramente miles de veces, el tiempo libre nos hace volar la imaginación hacia horizontes inimaginables, donde la vida es perfecta y el amor también. ¿Y que pasaría...? no sé. ¿Pasará? Tal vez.

Y así despacio te agarro la cara... ¿y qué pasaría si te beso?... de la imaginación al hecho... ¿que pasaría...?

12 de julio de 2011

Aire puro


Respiro profundo, siento la paz de esta tarde, y la anterior, y la anterior... Tardes pacíficas estoy teniendo últimamente. Nunca viene mal abrir la ventana y dejar que el aire fluya. El sol cae despacio por el horizonte, sin prisa, siento la brisa. Relajado, no hay apuro.

Los fantasmas se alejan, la oscuridad se aclara. Que bien es sentirse bien con uno mismo. No estoy sufriendo, estoy entero. Estoy aprendiendo esto que, tal vez, sea el comienzo de una nueva etapa, ¿ya comenzó?.

La luz del sol golpea mi rostro, cierro los ojos, me imagino volando... Me relajo y empiezo a disfrutar... que bueno que es tomarse un momento de relajación de vez en cuando, ¿lo intentaste?. Respira profundo y deja fluir ese aire puro... tomate un momento con vos mismo...

11 de julio de 2011

"El Universo siempre conspira a favor de los soñadores."
Paulo Coelho

5 de julio de 2011

No puedo caer


Cuando, cansado, mis piernas tiemblan y ceden, vencido por la batalla del día a día, están ahí. Siento que todo termina, llega el momento, llegan las lágrimas, y ahí estan ustedes. Me agarran, no me dejan caer, los miro, no entiendo ¿cuando aparecieron? nunca se fueron, siempre están ahí apoyándome, en mis momentos de locura, en mis depresiones, en todas.

Y es que me cuesta un montón, pero un montón, aunque no parezca, expresar lo que siento muchas veces. Por eso tengo este blog. A veces me dicen cosas, que no se como contestar, me dan ganas de decir tantas cosas, pero me termino callando y diciendo un simple "gracias". Me cuesta. Hago el esfuerzo pero las palabras no salen de mi boca, o no se escriben en el chat. Y no puedo.

Me dicen cosas maravillosas, me describen de maneras únicas, me hacen sentir único. Y claro, ¿como puedo caer teniendo amigos así?. No, no puedo. Yo estoy vencido, me dejo caer, pero ustedes me sostienen, me hablan. "Vos podés", pero yo ya me rendí. "No te rindas", pero no puedo volver atrás. "Podés"...

Y aunque a veces me pregunten, y yo no pueda decirles bien que me pasa, confían ciegamente en mi, me dicen que voy a poder igual, sin importar el por qué. Y eso me da fuerzas, para pararme, firme, de nuevo y seguir.

Y me hacen reir, y yo sonrío. Ya estoy de pie de nuevo. Y sigo adelante por este círculo interminable, esperando que en algun momento pueda salir. Lo único que se es que no voy a caer, porque no me van a dejar, no puedo caer...

29 de junio de 2011

Luchando contra la sociedad


Difícil vivir en esta sociedad, llena de egoísmo, individualismo y violencia. Me incluyo, a veces soy así. Pero no me gusta serlo, intento ser mejor persona. Pero veo que cada día la sociedad está peor, y no puedo pasarlo por alto. Sé que no soy la única persona que quiere cambiar la sociedad, sé que no estoy solo, pero si sé que tal vez seamos la minoría.

A veces siento que peleo con una ola gigante, que me arrastra. Me levanto y me vuelve a embestir. El mar avanza. A veces me arrodillo, vencido, y veo como la ola se prepara para embestirme de nuevo. Las lágrimas caen por mi cara, siento frustración. ¿Cuando dejará de avanzar la ola? A veces pienso en solo rendirme, y dejarme arrastrar por la corriente.

Uno intenta generar ambientes positivos, dar consejos a los demás, intentar vivir en una sociedad equitativa para todos, donde todos puedan ser felices, sin broncas, sin envidia, sin egoísmo, sin violencia. Pero cuando veo ante mis ojos que eso se desmorona, siento frustración. Veo que la ola sigue avanzando, y me sigue embistiendo sin piedad.

Peleas sin sentido. ¿Por qué odiar si se puede amar?, porque si. Porque en la sociedad triunfa el hijo de puta, el mas violento, "el vivo". Ver como la gente sigue matando, estafando, etc. Ver como ese mundo feliz se desmorona, y ver la realidad, es doloroso y difícil.

¿Por qué no pensar un poco más en los demás?, basta de ponernos a nosotros primeros, (ojo, sin descuidarnos). ¿Por qué no confiar en los demás?. Yo solo sigo viendo finales tristes. La esperanza muere cada vez más y de a poco veo que me dejo arrastrar por la corriente.

Veo que sigue habiendo violencia, veo que sigue habiendo peleas sin sentido. Y todo por no hablar y entenderse. Somos la especie "más inteligente", capaz de comunicarse usando el lenguaje, pero no, preferimos comportarnos como animales, usando la violencia.

Arrodillado, casi vencido, me paro sobre estas palabras, sigo luchando esperando que en algún momento la ola deje de embestirme, que el mar deje de avanzar. Espero un cambio en la sociedad, un cambio para mejor. Espero para todos, un final feliz.

28 de junio de 2011

Orgulloso de amarte


Aunque ya pasaron 3 días siento la necesidad de escribir esto. Intentaré ser objetivo, pero si son de otros equipos se van a tener que bancar mi amor por River, o no leerlo. Uno de los dolores mas grandes de mi vida, ver a mi equipo, una de las pocas cosas con las que me identifico, descender de categoría por primera vez en sus 110 años de historia.

Pero el momento de dolor pasó y debo confesar que el domingo estuve de bastante buen humor a pesar de todo. Lloré todo el miércoles. ¿Será como habré leido ahí que me sentía como muerto y por eso no sentía dolor? Puede ser. Se terminó. Parece raro pero es un alivio en cierta parte. Diez años de malos manejos nos dejaron donde estamos, diez años que empezaron con los ocho del ladrón de Aguilar, y terminan con el actual y muy soberbio presidente Pasarella. Si bien no tengo mucho que reprocharle a este último, me gustaría que por una vez en su vida muestre un poco de humildad y deje de poner sus pensamientos por delante de los intereses del club.

100 años de gloria, antes de estos 10 nefastos. Algo innolvidable. Es por esos años que River sigue siendo el más grande de todos. Hace pocos años que me empezó a interesar el fútbol y la verdad que no sé lo que es ver un partido de River y disfrutarlo. Vivo sufriendo. Esto fue el último golpe.

Sin embargo, creo que esto va a ser para mejor. Empezar de abajo, y bien. Formar una base firme, y no volver a cometer los mismos errores es la clave. No basta con subir a primera. River tiene que volver a ser el River que supo ser, el River glorioso, el River temido, el River seguro, el River mágico.

Ay papá, cuando escuchaba en tu voz que me decías "no te calentés, si nos tenemos que ir a la B nos iremos", escuchaba esas palabras de consuelo. Nunca me ilusionaste con falsas esperanzas (gracias), al contrario, me enseñaste a ver lo bueno en lo malo.

Y hoy mas que nunca me siento orgulloso de ser de River y de representarme con este equipo. No sé por qué, pero esto me hizo amar más al millo. De verdad me interesé más en el equipo, estuve atento a los resultados, me informé más. Increible, pero aún en el momento mas duro de su historia, me siento mas firme que nunca, siento que quiero verlo triunfar de nuevo. Siento que en unos años iré a la cancha y disfrutaré de nuevo la gloria, y esto será solo un mal momento, solo una crisis como la que sufre un país, por ejemplo.

Quiero resaltar la bronca que siento hacia la AFA, Clarín y el gobierno, quienes estuvieron en contra totalmente de River y disfrutan de esta situación. Yo me acuerdo que decía "tenemos a TODOS en contra", y era verdad. ¿Por qué es tan injusto esto? ¿qué hicimos los hinchas de River, leales, para merecer esto?. Me quedo con que todo vuelve en la vida, y que los que tengan que pagar, van a pagar de alguna u otra forma y River va a recuperar su gloria, como lo merece. Yo estaré ahí para alentar, en las buenas y en las malas, orgulloso de amarte.

26 de junio de 2011

This is my life...


I'm dreaming, I'm dreaming out loud
I'm searching the missing part of my heart


Los latidos se aceleran, empiezo a sonreir. Escucho cada palabra y me identifico.

This, this is my life I'm looking for you
searching love in your eyes


Ya no sonreí tanto. Triste realidad. Estoy buscando amor en tus ojos.

This, this my life I'm chasing a dream
that fade away in the night


Ya se desdibujó la sonrisa. Esta es la realidad. Solo es un sueño.

Just come here inside
I'm playing with you
I'm falling for you

Cuando todo comienza con un juego...

I can't follow dreams forever
Just to see them fall apart

No, no se puede seguir sueños para verlos derrumbarse. Tal vez lo mejor es hacerse a un costado. La sonrisa desapareció hace tiempo.

We can change the world if we are together
Cuz i know i won't let it go

Podemos cambiar el mundo juntos. Ja. Por lo menos así lo veo yo.

I start to miss your smile, your voice is all i hear
I'm chasing hollow eyes, show me I'm wrong tonight

Y ya no hay sonrisas. Me equivoqué. Perdí. La triste realidad, y pensar que cuando la cancion vuelva a sonar, todo vuelve a comenzar. This is my life.

24 de junio de 2011

Amor, compañero misterioso...


Amor, eterno desentendido. Amor, pocas veces correspondido. Es tan difícil amar, y tan difícil no amar. Eterno dilema. Misterioso compañero, el amor siempre está ahí, dispuesto a surgir y generarte sentimientos raros, opuestos, maravillosos. Más y más dilemas.

Sabés que te sigue, como una sombra, y cada tanto se te pone en frente, y no te deja avanzar. Lo esquivás, seguís caminando. Pero no lo podés ignorar. El amor se te vuelve a poner en frente.

Encuentros, desencuentros. Cuanto más te empeñás en alejarte, la vida más se empeña en acercarte. El círculo de la vida. Inentendible, raro, misterioso. Ese compañero silencioso, que hace que hagas cosas de las que luego te arrepentís. Que hace que reacciones de maneras impensadas, que hace que descubramos nuevas facetas nuestras.

Lloramos, reímos, pensamos, amamos, odiamos, nos ilusionamos, y desilusionamos. Ay amor, ¿cómo representar algo tan complejo en un estereotipo tan simple como un "corazón"?. Otro dilema. La mente, otro misterio. Te volvés loco y no entendés por qué.

Muchas preguntas, pocas respuestas. El miedo a avanzar deja que miles de historias a diario no se concreten, que, tal vez, hace que dos personas que son el uno para el otro jamás se conozcan. Tristes finales que ocurren a diario.

Tristes finales que pasan, por resignarse. Por no animarse. Y tal vez, debería ser así ¿no?. O tal vez, algo mejor te esté esperando.

Amor, misterioso compañero, acompáñame pero intenta no lastimarme mucho, sé que sufrir es parte de la vida, pero intento que sea lo menos posible. Compañero, sígueme en las sombras, como lo has hecho siempre. No me contestes las preguntas, dejame que descubra las respuestas solo.

Gracias compañero por estar, y hacerme vivir cosas tan raras, sean lindas o malas. Por hacerme creer que la magia existe. Gracias por acompañarme, quienquiera que seas.

12 de junio de 2011

Infancia cálida, presente frío


Aquellas tardes donde lo único que importaba era ir al jardin, divertirse, volver, y jugar... y jugar... los problemas no existían, existía en cambio, la magia, la ilusión. Momentos cálidos. Creiamos que con solo ponernos una toalla (en mi caso) atada en el cuello ya éramos súperman. Veiamos cosas en la tele, o conversaciones de mayores y eran eso, "cosas de mayores", sin importancia para nosotros. Reir o llorar, pero por problemas ínfimos. No tener conciencia, y disfrutar...

Tal vez nos aferramos más fuerte de los recuerdos de la infancia cuando queremos escapar del presente. Un presente que es totalmente diferente. Donde los problemas existen y, en cambio, la magia ya no. Ya no somos súperman, ya no son "cosas de mayores", ahora empiezan a ser nuestras cosas también. Presente frío. Presente realista, la cruda realidad.

Angustia y melancolía. No volveremos nunca a esos momentos, por más que quisieramos. Crecimos. Y esto lo digo mientras escucho canciones que escuchaba de chiquitos, de series que veía (Digimon, en este caso). ¿Donde están esos lejanos tiempos? lejos... ¿Donde está la magia? lejos... pero, ¿de verdad están tan lejos?.

Tal vez dentro de la realidad también exista la magia, ¿o los sentimientos no son mágicos?. La magia está en todos nosotros. Podemos vivir una vida de ensueño, disfrutar cada momento. Tal vez, con esperanza, podemos darnos cuenta que crecer no es tan malo, y es inevitable. Que sufrir no es tan malo, que es parte de la vida. Que la vida es complicada, pero ¿quien dijo que iba a ser fácil?. Vive...
Si tu lo deseas puedes volar... ♪

30 de mayo de 2011

¿Como explicarme?


Empiezo desde cero. No sé bien lo que me pasa, ¿como te explico?. OK, vamos de nuevo.

Viste cuando sentís algo, querés explicarlo pero sin que te lo tomen como que querés llamar la atención, o que lo que te pasa es de interpretación simple, que es mas complejo. OK, vamos de nuevo.

¿Viste cuando te pasan cosas pero no entendés por qué, y tenés una vaga idea pero no?. Ok, una vez mas.

Cuando sentís que te equivocás, pero por momentos que estás en lo cierto. Por momentos te contradecís, y tenés impulsos que no entendés por qué suceden, pero suceden. ¿Se entiende?. Ok, es imposible.

¿Pero como voy a explicarme con palabras, si ni siquiera me entiendo yo?
Ok, mejor empiezo por entenderme yo.

29 de mayo de 2011

"No abras los labios si no estás seguro de que lo que vas a decir es más hermoso que el silencio"
Proverbio Árabe

27 de mayo de 2011

Consejos de un adolescente II - Ser vos mismo


Lo más importante tal vez. El que dirán (la mirada de los demás) nos lleva a cambiar varios aspectos de nuestra personalidad, a mentir, a mentirnos. Si no sos como de verdad sos, al final te terminás sintiendo vacío. Dejás que te coma el personaje, y al final, sentís que algo te falta. Ser vos.

¿Qué importa lo que digan? Los verdaderos amigos te quieren por lo que sos, no por lo que aparentás ser. Todos tenemos defectos y virtudes, y creeme que sin ellas nos serías vos. Siempre es bueno aspirar a la superación, sí, a la superación, pero no a la perfección. Hay cosas que es necesarias cambiarlas porque forman parte de la maduración natural de la vida. Pero recuerden, la perfección es simplemente imposible. Nadie es perfecto.

Lo importante es tener autocrítica, ser objetivos y elegir lo que mejor nos haga. Siendo originales, reales, te relajás más y podés aprender a disfrutar mas la vida. Si no tenés que preocuparte por la mirada del otro, podés preocuparte por cosas que de verdad importan. La respuesta, mas de una vez, está en uno mismo.

23 de mayo de 2011

Consejos de un adolescente I - Sonreir ante todo


Desde esta nueva serie de posta llamados "Consejos de un adolescente" intentaré trasmitir parte de mi vida y experiencias, explayando ideas y mostrando otras formas de ver la vida. Simple y complicado a la vez.

Sonreír, ser positivos. La actitud ante todo. Levantarse con una sonrisa y disfrutar de cada momento. Hace un par de años yo era totalmente negativo. Veía siempre el vaso medio vacío y siempre me tiraba abajo. Fue una "etapa" que dejé atrás (y no me arrepiento). Desde que cambié mi actitud las cosas mejoraron, yo me empecé a sentir mejor y más enérgico. Mas vivo.

No importa si te peleás con alguien, si perdió tu equipo de fútbol o porque sí, siempre es mejor que sonreír que poner mala cara. La música puede ser un buen complemento para ayudar al positivismo.

Es normal tener, a nuestra edad, momentos de depresión o angustia. Pero no nos olvidemos de sonreír, de contrarrestar esos malos momentos con nuestros amigos/as. Reír. El humor lo puede todo, eso creo yo. Hasta los momentos mas tensos se pueden romper con una broma. Vivir mas "light" es vivir mas relajado, vivir mas relajado es tener un mejor bienestar y por consiguiente, un buen humor. ¡Disfrutemos!.

22 de mayo de 2011

Lágrimas de angustia

Sentir que te estoy perdiendo. Saber que estuvimos en tantas juntas, y hoy te siento distante, te estas yendo, alejando. Esa es la peor decisión, pero es tu decisión. Lo peor no es ver que te alejás, lo peor es saber por qué, y por quién. Estás débil, sensible, y es entendible.

Tal vez yo me equivoqué, tal vez yo no pude cumplir bien mi rol de amigo, tal vez yo soy el equivocado... en tal caso, tendré que hacerme cargo de mis acciones. Pero estas lágrimas son de angustia, no saber si te pierdo y te estoy perdiendo, de verdad me importás y mucho, vivimos muchas cosas juntos. Unas lágrimas verdaderamente sentidas, de dolor, de impotencia por no haber logrado mi cometido que era mantener la alegría y la buena onda... estamos débiles.

14 de mayo de 2011

Vacío


Ese espacio que se estaba llenando, desapareció de golpe. Quedó un vacío. Un vacío enorme, de experiencia vivida. Un vacío que opaca lo bueno de lo vivido. El vacío me tiene "como un alma en pena".

No entiendo nada, y entiendo todo. La chispa de mi fuego desapareció. ¿Volverá?, seguramente, pero no ahora. Ahora estoy helado, solo. No puedo mirar a futuro, tengo la mente nula. Perdón por todo, a vos, sabé que te valoro y te quiero como siempre, sos muy importante para mi.

Y así me voy a dormir, con ganas de llorar pero sin poder hacerlo. Quiero dormir, y no despertar. Y no despertar...

8 de mayo de 2011

Perdón...


Perdón... una recopilación de todos mis defectos. Esto es para todos los que me conocen...

Perdón por mi orgullo. Muchas veces pienso que me las sé todas y me agrando, pero no, soy un ser humano, que se equivoca y mucho. Perdon por no poder decir cosas lindas a veces, por no poder dar cumplidos, mi orgullo no me permite sentirme "en deuda" con nadie. Me cuesta mucho. En busca de la perfección, encuentro mi imperfección perfectamente imperfecta (juego de palabras).

Perdón por mi frialdad. Me gusta ayudar a la gente, estar con amigos y eso, pero siempre termino imponiendo una distancia. Me gusta tener momentos de soledad, pido perdón si eso les molesta, o les cae mal, pero no es mi intención, y tampoco significa que no los quiera ni mucho menos.

Perdón por ser tan intolerante. Muchas veces soy intolerante, intento no serlo pero es algo que me supera. Tengo poca paciencia y a veces ataco mal, no es mi intención hacer sentir mal a nadie en serio.

Perdón por todo. Perdón a todas las personas que me valoran y sienten que yo no, soy un colgado. Perdón a todos, y gracias por lo que hacen, yo los valoro, a pesar de ser un "viejo cacarrabias".

Perdón por no ser la mejor opción, perdón por pedir tanto perdón. Perdón por si alguna vez te afecté en algo.

Perdón por ser tan arrogante a veces... perdón por ser tan egoísta. Perdón por ser tan realista. Perdón por ser tan frío, como el invierno.

Perdón por hablar de mis temas cuando hay cosas más importantes o mas graves. Perdón por ser tan loco a veces. Perdón por cagarlos tanto a pedos (a todos).

Todos esos pequeños detalles los intento cambiar, de a poco. Pequeñas variantes para mejorarme yo como persona, alguien que todavía tiene mucho por vivir, mucho por aprender, después de todo solo tengo 16 años...

Perdón...

7 de mayo de 2011

Musica y sentimiento

"En la música todos los sentimientos vuelven a su estado puro y el mundo no es sino música hecha realidad."
Arthur Schopenhauer
(filósofo alemán)

30 de abril de 2011

Era en abril


Sabes hermano lo triste que estoy,
se me ha hecho un duelo de trinos y sangre la voz.

Hoy Gabriel cumpliría 19 años, todo un hombre. Allá por 1992 nacía un inocente niño, luego de un dificil parto. Mi hermano. Quien, tal vez, debería estar ocupando este lugar (o uno diferente, suyo) y yo no haber nacido. Dos meses luego de haber nacido se nos fué. "Muerte súbita", la muerte silenciosa, pero no por eso menos dolorosa. La muerte inexplicable.

era en abril, el ritmo tibio
de mi chiquito que danzaba
dentro del vientre,

Dolor, un dolor imposible de enteder si no se lo vive en carne propia. Nunca les pregunté muchos detalles a mis papás, por razones obvias. Lo único que sé es que, un año y medio después mi mamá quedó embarazada de quien escribe estas palabras, yo.

No busques hermano el camino mejor, (...)
Qué hacemos ahora, mi dulzura y yo...

A pesar de no haberlo conocido siempre lo sentí. A veces me siento especial, cuando él se fué me dió a mi la posibilidad de la vida. Una segunda oportunidad, que no desperdiciaría nunca. No soy creyente, sin embargo el recuerdo, aunque solo sean cosas que me contaron, permanece como si los hubiera vivido. Solo quiero hacer esto para recordarlo, y decirle aunque sé que no lo va a leer, que fue el hermano que siempre quise tener, y que lo quiero mucho. Gracias. Solo eso.

Era en abril...

28 de abril de 2011

¡Relax!


¡Relax! "la vida es muy dificil para complicársela más". ¡Simplifiquemoslá!.

¡Estoy de los pelos! ¡Al borde de un ataque! ¡MUCHA BRONCAA! ¡STOP!, pensá en frío, bajá a la tierra de nuevo:
  • Respirá hondo y contá hasta 10.
  • Escuchá música que te ponga de buen humor.
  • No exageres las cosas (pero tampoco las minimizes).
  • No inventes conflictos donde no los hay... ¡no los hay!.

La vida es una sola, ¿para qué desperdiciarla con caprichos?.
¡Relax!, viví la vida. ¡DISFRUTÁ!.

Esperanza...

Cuando te das cuenta que todo está funcionando... la luz se prende en una oscuridad que ya desapareció. Una oscuridad que está en tu mente.

Verde esperanza, dicen por ahí. Verde naturaleza, respiro profundo, por mis pulmones corre aire puro, renovador. Luego de tanto tiempo sin ver, ví... o algo así.

La esperanza de ver un futuro mejor...
La esperanza de cumplir un sueño...
La esperanza de complir mi sueño...


¿Mi sueño?
ser feliz

25 de abril de 2011

El boludo de la película Off-line

"Ayyyy que lindo estás Mati", "¡qué alto que estás!", son frases hechas. Mundo hipócrita. "Ayy pero el vive pegado a la compu" empiezan los prejuicios de la sociedad. ¿Se piensan que me la paso pelotudeando en la computadora? para su información tengo 1 blog de televisión que implica mucha dedicación. Hago radio los sábados. También me la paso diseñando cosas nuevas para mejorar el blog. Todo lo posible por mejorar. Busco como tener mas visitas para poder lograr algo sólido para mi futuro. En mi futuro me voy a dedicar a esto pero claro, como la mayoría tiene la compu para pelotudear con las aplicaciones del Facebook yo también, ¿no? NO.

Me la paso haciendo cosas, todo el día, desde que prendo la PC hasta que la apago. Me informo, escribo, hago amistades, intento hacer crecer a mi blog. Pero no me olvido que soy un adolescente. Si, también tengo mis momentos de ocio. ¿Saben que no tengo ni un juego en la PC? Ah no, perdón, estoy mintiendo. Tengo dos. La última vez que jugué a uno de ellos fue hace mas de un mes. ¿Por qué será?.

Si soy muy buenito, o eso intento.

"Huy, nos olvidamos de Matias" (yo con mi risita estúpida llego y me hago el que no pasó nada).

Y bueeeno siempre último, cosas que pasan. A la mierda con el buenito, ÉSTA (me salió del alma). Se piensan que soy pelotudo, me miran con cara rara, vienen sonriendo y a mi cuando pueden me pasan de largo. Pero andá. Me cansé de ser el respetuoso, imaginen la seña mas grosera que pueda haber, bueno esa la estoy haciendo ahora. ME CHUPA UN HUEVO.

Si, me cansé de ser el pelotudo. No me busquen, PORQUE ME VAN A ENCONTRAR.

Siempre me siento como un fantasma en mi familia, que "a veces aparece". El pelotudo olvidado. El respetuoso. El que no hace nada. "Ayy pero que bieen pasaste te felicitoo" si, hermoso. ¿Y los beneficios donde están?. Un pelotudo que se vive rascando las bolas y tiene un Blackberry, pero no, Mati no es materialista. Obvio que no lo soy. Qué me importa a mi esa mierda. Quiero un poco de amor, de atención ¿ES MUCHO PEDIR?. Pero claro, los únicos que saben hacerme sentir bien están a kilómetros de distancia, "on-line", así es.

Mi vida es muy normal digamos, tengo la suerte de tener una vida en la que mucho no sufrí. Siempre el positivo del grupo. PERO YO TAMBIÉN TENGO SENTIMIENTOS. YO TAMBIÉN NECESITO SER ESCUCHADO. Esta mierda que vengo guardando hace años, porque soy muy perceptivo, me doy cuenta de las cosas SIEMPRE. BUENO ME CANSÉ. ACÁ está mi descargo. El pelotudo que se la pasa twiteando "oh casualidad" encontró (nada más ni nada menos) que al amor de su vida ahí. Pequeño logro ¿NO?.

Bueno me cansé de la ironía y la acidez de este texto. Perdón para los que no están acostumbrados a leer cosas así, no soy así. Solo que a veces ESTALLO.

...y gracias a los que me saben valorar...

17 de abril de 2011

Dulce tentación...

El fruto prohibido... o algo así dice un libro en el cual yo no creo. La tentación está latente en todos nosotros, la clave está en cuanto podemos controlarla...

...estás debilitado, desarmado, la suerte está echada...

"¿Qué hice?", aparece la culpa. Las lágrimas caen por tu rostro, te sentís aún mas débil.

...todo es confusión, no pudo resistir...

Esta fue una simple prueba de la vida, no es grave. Antes de pedir perdón, perdonate vos, ¿podés?. Cuidado, la vida está llena de trampas.

...caer en la tentación...
..."perdón"...

dulce tentación...

10 de abril de 2011

Como un alma en pena

Encerrada en un círculo, sus lágrimas solo se filtran entre las grietas de la violencia. Aquellas grietas que se forman con cada golpe, con cada herida. Dolor, injusticia, sufrimiento. No lo merece. Sus gritos ahogados se tapan con reacciones incomprensibles, propias de la maldad del ser humano. Maldad que nos llevan a la autodestrucción. El no permitir al otro amar, el egoísmo absoluto.

Un dolor constante, que ya se hizo normal. Un dolor al cual se acostumbró. Un dolor, que nos llena de impotencia. Falsedad, decir que todo está bien, cuando todo está mal. El no saber valorar lo que se tiene, pero por suerte hay gente que sí lo valora. Valora esa gran persona que vive en vos. Respeta tus decisiones, respeta tu forma de pensar.

Y es por eso que seguís, luchando por no terminar con todo, esperando solo un poco más, para salir de las puertas del infierno. Luchando por sacarse los estigmas, que día a día se van profundizando más y más. Estigmas dolorosos, estigmas imborrables. Camina con dolor, pero siempre mirando hacia adelante, casi como un alma en pena.

6 de abril de 2011

Relato: Mensajes - Parte II

Te espero en media hora en el lugar de siempre”, decía el sms. Ya no tenía escapatoria. Seguía cegada. Impulsivamente se puso una campera y salió. El viento era más fuerte todavía. Algunas gotas frías empezaban a caer. Fue corriendo hacia la parada de colectivo donde lo había conocido.
Corrió por todos lados, estaba feliz, eufórica y confundida. En una hora su vida cambió 180 grados. Corrió y corrió. Incluso en un momento se resbaló y cayó, no le importó nada y siguió. Ella lo amaba, era lo único que le importaba. Dejaba atrás todo, sus sueños, su novio, su nueva vida que logró construir. Dejó todo atrás. Ya en la parada esperó. Cinco minutos, diez, veinte. Nadie venía. La lluvia caía fuerte. Una hora. Con lágrimas en los ojos, volvió a su casa. La había vuelto a defraudar.

5 de abril de 2011

Relato: Mensajes - Parte I

Era de noche, el viento soplaba fuerte. Estaba tranquila. Pero esa tranquilidad se vió afectada rotundamente. El celular sonó, ella leyó: “Perdoname por todo, hace un año que no dejo de pensar en vos ni un solo día”. Atónita, caminó hacia atrás y se dejó caer en el sillón. Ese mensaje había desestabilizado todo. La torre que había logrado construir se le tambaleó ante sus ojos. No sabía qué hacer.
El impulso la llevó a responder: “Yo tampoco pude olvidarme de vos”. Él había sido el gran amor de su vida, ella lo sintió así. Sin embargo, la decepcionó mucho. Hace un año atrás, lo había sorprendido con otra mujer, una pareja clandestina que sostenía en paralelo. Pero no, ella estaba cegada. Mandó el mensaje mientras daba vueltas por la casa. “¿Qué hice?” se preguntaba en vano. El viento seguía soplando fuerte. El celular sonó…

4 de abril de 2011

Mi miedo mas profundo...

Fracasar. Ese es mi miedo mas profundo. Me cuesta fracasar, me duele, pero no por lo que me pueda llegar a pasar a mi. ¿Qué me puede pasar a mi? nada, yo estoy preparado para cualquier cosa, en estos 16 años de vida aprendí a como defenderme, casi nada puede afectarme. No, no soy superman.

La psicología muchas veces me ayuda. Los pensamientos positivos son fundamentales para lograr esta protección. No me duele el sufrimiento propio, sinó el ajeno. El sufrimiento de la gente que realmente quiero.

A veces me siento un profesor, si... me gusta enseñar, me gusta saber que le estoy haciendo un bien a los demás. Me gusta saber que puedo ayudar a la gente a ser independiente, ayudar a defenderse, ayudar a sobrevivir en este mundo materialista, egoísta y violento. En toda oscuridad siempre hay una luz, si abris los ojos y la ves a tiempo podrás salir adelante.

Mi principio es "vive, y deja vivir". Cada uno es libre de hacer lo que quiera, siempre. ¿Vale la pena atacar la violencia con más violencia? si te ataca, y la querés, abrazala, calmala.

La esperanza es lo último que se pierde, y por suerte no la pierdo. Sigo esperanzado en que algún dia, ciertas personas "aprenderán" y cambiarán para mejor. Me gusta dejar que los demás se equivoquen y se den cuenta solos del error. Esa es la única forma de corregirlos, siendo conscientes.

No me importa sufrir, a mi no me puede pasar nada. Sé que si en algo te afecté, para bien, si algo logré cambiar en vos, algo que te afectaba y no te dejaba avanzar, entonces mi misión está cumplida...

...adiós al miedo.

1 de abril de 2011

Dejar fluir...

Paz interior, un STOP en mi vida. Dejar fluir las cosas. Lo más importante: ser sincero con uno mismo. La vida me puso una prueba muy difícil delante mío, una prueba yo creo, decisiva. Una prueba nueva donde no tengo la más mínima idea de lo que puede llegar a pasar.

...melancolía... recuerdos de un ayer... oscuro, claro... un ayer... sensaciones de angustia, contrarrestadas con pensamientos positivos... volví al presente...

¿Y ahora que hago?, respiro... dejo fluir todo, como fluye el aire por mis pulmones. No tengo miedo, a nada. Ya pasé muchas cosas, experiencias de varias matices digamos.

...tengo miedo, pero ya no, basta de tener miedo... "la vida es demasiado complicada para complicársela aún más"...

Quiero vivir, "solo se vive una vez". Dejar fluir las cosas y ser sincero, amarme para aprender a amar de nuevo, como lo supe hacer.

...¿qué va a pasar? no sé, eso lo dirá el tiempo... mi destino es incierto, como el de todos...

29 de marzo de 2011

¿Y si se buscan una vida?

Tengo muchas cosas para pensar, tengo una vida que vivir, no puedo pensar en ustedes. No me interesa pensar en ustedes. ¿Quienes son? ¿se creen superiores a mi? ¡JA!, empiecen por demostrarlo. Hablando a mis espaldas solo demuestran cobardía, eso es lo único que son cobardes... CAGONES.

La falsedad los invade, la envidia los cega, están perdidos...

Pero sin embargo yo siempre soy flexible a hablar. ¿Quien te crees que sos? ¿VOS decís lo que pensás? Yo no soy falso. A mi me molesta algo y te lo voy a hacer saber. No soy un nene de pecho. Mirá mi cara, esto es furia.

Estoy tranquilo, pienso en mi, en lo que me hace bien...

No vivan mi vida que para eso ya estoy yo. Soy tranquilo como el agua, pero no me busquen o provocarán un tsunami. Puedo herir mas de lo que piensan, te tengo fichado, tu falsedad me da asco. Me das asco.

La fiera en mi despierta, mi cara no se molesta en ocultarlo. Estoy furioso. Vení, decime las cosas de frente CAGÓN.

No me busquen, no me subestimen, ya me estoy cansando de esta tensión, ¿por qué en vez de hablar de mi a mis espaldas no se buscan una vida? Si si! pero una propia! vamos hagan algo por sus inmundas vidas, asco me dan. ASCO.

28 de marzo de 2011

The only exception...

Sonrío, te tengo conmigo. Estás y no estás. Lejos... cerca...
Te amo, te odio, te siento, te necesito, encendiste un fuego en mi. Un fuego que resurgió. ¿Cuando murió? ¿Por qué murió? No se, no me interesa.
Pero tengo miedo. No por mi, sinó por lo que me volví. Cuando ese fuego murió mi corazón se volvió frío.

Hace tanto que cuesta que se vuelva a calefaccionar. De a poco el calor llena de nuevo todo ese espacio. Encuentro cosas que había olvidado, el fuego también es luz.

Tengo miedo, miedo a que esa flama se apague, y por otro lado siento felicidad, porque ese fuego se prende cada vez más. Siento que va a arder como nunca. Puedo volar.

Nuevas sensaciones. Todo es nuevo para mi, despues de tanto tiempo te encontré. Siempre supe que existías ¿sos real?. Si, para mi si. Sos lo único real. ¿Me escuchas?

Soy sincero, simple y complicado a la vez...

No me importa nada. No te quiero perder. No te voy a perder. Cambiaste mis días, (el calor aumenta, pero no me quemo).

No me conozco, tengo miedo a no conocerme totalmente. Mi voluntad es mas fuerte. Ya no tengo miedo. Sos mi mundo paralelo, la luz absoluta. La oscuridad no puede hacerme nada. Soy imbencible.

¿Qué es la luz? tu sonrisa...
¿Qué es el calor? tus palabras...

Siempre me siento identificado con el agua, vital, simple, trasparente, pura... pero vos sos mi única excepción, sos mi fuego. Tanto esperé, que no se cuanto tiempo pasó, sabía que la espera no era en vano, llegaste, ¿donde estabas? no importa, ahora estas al lado mio...

and you are the only exception...